jackie-de-shannon-needles-and-pins-1963-2

por Pep Gimenez

Ya conoces esa sensación: te entra un lió en tu diminuto corazón y, al final, acabas abandonando a aquella persona que creías que iba a ser la definitiva, the last one, el amor eterno. Un tiempo después aun continuas igual de confundido, y perdido, mientras él o ella ha rehecho su vida. Porque ha conocido a la perfecta media naranja mientras tú sigues buscando. Ves su cara de felicidad, mientras te das cuenta de que te has equivocado…Y eso duele. Sí, todos conocemos esa sensación, la hemos vivido, y Sonny Bono y Jack Nitzsche la convirtieron en la mejor canción pop de la historia…O al menos fue así 3 veces:

Jackie DeShannon

La canción fue originalmente compuesta para Jackie DeShannon, y a pesar de ser un éxito menor en la carrera de la artista, estamos ante una obra cumbre resultado de la colaboración de dos genios y la portentosa voz melódica de la cantante. En una lista de maravillas sonoras de los 60, “Needles & Pins” debería estar entre los primeros puestos, junto a los Beatles, Beach Boys y las producciones de Phil Spector.

The Searchers

Un año después The Searchers (representantes a reivindicar del mejor proto-power pop inglés, y, obviamente, de Liverpool) escucharon a Cliff Bennett interpretar “Needles & Pins” en un club de Hamburgo, y decidieron que esa canción seria su próximo single. El tema consiguió ser un éxito en varios países, y sirvió como puente entre la generación de la Invasión Británica (The Hollies, The Kinks, The Dave Clark Five) y la new wave ( The Jags, The Keys, el Elvis Costello más pop).

Ramones

Solo los Ramones eran capaces de convertir “Needles & Pins” en seria candidata a mejor versión de la historia: la voz de Joey Ramone iguala en emoción y tristeza a la de Jackie DeShannon, y su melodía recupera la herencia beat de los Searchers para añadirle el toque mágico del grupo de Forest Hills.

Reivindicando el puro sonido de los 60, Los Ramones volvieron a alcanzar la perfección pop:

Anuncios